sábado, 24 de septiembre de 9707



Este es el primer intento de poema que escribí, tenia solo doce años. Lo había perdido, tanto de mis viejos borradores en papeles como de las entrañas de mi memoria. Hace un tiempo, no sé cómo, de pronto me escuché recitándolo y me prometí rescatarlo del olvido y ponerlo en el lugar que le corresponde, en la entrada de mi blog.
Y elegí una fotografía de fondo que muestra una ínfima parte  del maravilloso universo al que pertenecemos, muestra una parte del Fiordo de Cahuelmó, en la Región de Palena, Chile.  Esa foto la tomó mi recordado esposo Marcos, quien además de ser amante de la fotografía era amante de la naturaleza. Junto a su hermano Gastón cada vez que podían se escapaban a captar imágenes de los paisajes, y cada foto habla por sí misma. 
Marcos admiraba la naturaleza, la contemplaba, se extasiaba frente a su exuberante belleza, se emocionaba y en silencio mayúsculo  la respetaba y la defendía. 
Esta apertura de mi blog pretende ser también un homenaje a él, que tenía una tremenda fe en mis emprendimientos y mis aficiones y me incentivaba día a día a crear espacios de expresión como éste. 

Bienvenidos a todos quienes aman la belleza del universo 
y también la belleza de la palabra.

Teresa

El siguiente tema musical representa el espíritu de Marcos
SPIRIT OF NATURE (YANNI)

jueves, 9 de agosto de 2018

EL PLAGIO DEL PLAGIO

Este tema comenzó el 23 de diciembre de 2017 cuando Ary, una usuaria de Facebook de México, me contactó a través del servicio de mensajería de la página en la cual publico mis escritos. Ella me saludó diciendo esto textualmente: “Buenas noches estimada señora Aburto. Hay un joven que dice que escribió esto..." y me envió una captura de pantalla de un poema mío publicado en  poesi.as


Se trataba de mi poema más leído y compartido en internet: "Esto que ves, soy yo".

Ary me contó que el joven que había usado mi poesía como propia pertenecía a un grupo del cual ella es moderadora y le dijo que tenía derechos de autor sobre el texto.  Pero ella intuyó que no era cierto y por eso decidió contactarme, ya que había visto mi texto en otras partes. Entonces decidí buscar al joven y enfrentarlo. Lo hice en el mismo momento, me respondió al principio un poco enojado y combativo pero luego se dio cuenta de que debía admitir que el poema no era suyo y así terminamos la charla. Le informé que yo lo autorizaba a usarlo siempre y cuando, cada vez que lo compartiera o lo leyera en público, pusiera mi nombre o me nombrara. Y dí por terminado el tema sin pensar ni imaginar que volvería a suceder algo así y que sería peor.

Hasta que el día 11 de Julio de 2018, una usuaria de la misma red me escribe por privado diciéndome "hola, te escribo para informarte que creo que estás siendo plagiada". Y yo le hice varias preguntas básicas y le dije "es que ya me pasó una vez". Entonces Marina, ese es su nombre, me cuenta que había descubierto en el grupo de escritores del cual ella es moderadora, a una amiga poeta plagiadora, Vilma en este caso. Investigándola dio con el mismo poema del que hablé en el párrafo anterior y se dio cuenta de que ese poema era de otra persona, que ella lo había visto en otro sitio y así llegó a mi. Le expliqué lo mismo que a Ary, que ese poema es mío, que lo escribí en 1991 cuando yo vivía en la ciudad de Puerto Madryn, que anda dando vueltas en internet desde 2005 aproximadamente... que lo han compartido cientos de veces en diferentes páginas del mundo, que lo han traducido al inglés, al italiano, que lo han subido a youtube recitado, en fin, todo eso que ha sucedido con ese poema maravilloso que amo tanto.


Entonces decidí contactar a Vilma, la "escritora de Colombia", le envié mensajes por messenger de Facebook y me respondió diciendo, entre otras cosas, "este texto se lo adjudica Maite ... quién ya lo publicó como suyo en un libro de poemas que tiene registrado en Valencia (España). Entonces en este caso, no se quien está plagiando a quién... Así las cosas querida Teresa, sería mejor que lo aclarara con ella que ya lo ha hecho público y según ella, es la verdadera autora." Entonces Vilma me copia textualmente lo que Maite escribe a la administradora del grupo al que pertenecen, y dice lo siguiente: "Hola Graciela. Me ha sorprendido encontrar un texto mío en vuestro grupo que lo firma  una tal Vilma ... Dicho texto tiene registro de propiedad del año 2014 en Valencia. No me importa pero que se lo adjudique otro es feo."


Aquí aparece el "plagio del plagio" como titulé este artículo. Una plagiadora reclama por el plagio de algo que ella no escribió, pero que yo sí escribí.


Entonces, y por tercera vez en esta historia, decidí contactar a la escritora en cuestión, en este caso a Maite.


Reflexionando al respecto, no sola yo, sino también Marina y otras personas que han tomado conocimientos del tema, nos preguntamos ¿qué sentido tiene plagiar un poema? y más aún todavía ¿qué valor tiene la creación literaria de poetas inéditos como yo?... y más profundamente aún, ¿se le otorga la propiedad intelectual al mejor postor? Porque en este caso, Maite registró en 2014 en el Registro de la Propiedad intelectual de Valencia (España) "MI POEMA" a su nombre, trámite por el cual pagó. Ella ha dicho, cuando la han enfrentado otras personas a quienes a quienes ha decepcionado porque les unía una relación de afecto, confianza y proyectos en común, que ella tiene el "papel" que acredita que es suyo y que pagó por ello, pero no aclara "yo lo escribí, es mío". No pelea por eso, cosa que sí yo estoy haciendo.  O sea, ¿ahí termina todo? ¿pago y listo?.

¿Y dónde está el honor? ¿Y dónde la honestidad? ¿Y dónde la integridad? ¿Y dónde el respeto? ¿Y dónde los valores?

Para muchos, este tema no será de importancia ni de trascendencia, y es comprensible. Pero para quiénes escribimos lo es, porque a decir de Marina, con quien alcanzamos a esta altura de las charlas por Facebook y por Whatsapp (lo más valioso que me deja este problema es su amistad nacida de su confianza en mi sin conocerme) "me robaron un pedazo de mi alma". Eso significa para nosotros, los poetas, un texto desparramado en un papel: un pedazo del alma.


Volviendo al contacto con Maite, la "escritora" que se adjudicó el derecho de autora de mi poesía, obviamente la contacté, la busqué en facebook. Previamente Vilma, la anterior plagiadora de Colombia, que asumió que usó el poema pero que no lo quiso plagiar, pero no respetó mi derecho de autora en su publicación, me había enviado una captura de pantalla del muro de Maite donde muy orondamente, mostraba su logro: un libro "suyo" en cuya contratapa brilla mi poema como suyo. Un libro que se vende en Amazon.


Cuando contacté a Maite le dije, entre otras cosas, esto:


"...Ud. registró ese poema a su nombre en 2014 y lo publicó en su libro y se molesta con las personas que lo tomaron para publicarlo???? ¿Está segura Ud. que lo escribió? Cuénteme detalles del texto, en qué momento, a quién, dónde lo escribió... Dígame dónde fu publicado por primera vez... Porque si Ud. no puede contarme esos detalles, yo sí puedo hacerlo estimada señora, dado que yo lo escribí en el año 1991 en Puerto Madryn, Chubut, Argentina. Los primeros ojos que vieron la letra de ese poema fueron los de mi amiga Patricia Mariela Díaz. La primera publicación fue en un diario local donde yo participaba... Mire señora, yo no busco réditos económicos, estoy muy segura de lo que digo. Soy feliz sin plagiarle nada a nadie, escribo porque amo escribir y es un don que Dios me dio. Allá Ud. con su deshonestidad, si vive tranquila así, qué bueno por Ud. Pero, como Ud. misma dijo en su comentario en no se qué posteo "Dicho texto tiene registro de propiedad del año 2014 en Valencia. No me importa pero que se lo adjudique otro es feo..." ¡Claro que es feo, espantoso y triste por Ud., no por mi, porque en definitiva usted sabe bien que no es suyo. Que tenga un excelente día."


Si a mi me hubiesen escrito esto, y yo estuviera segura de que ese texto es mío, hubiera discutido hasta morir, no hubiera callado, no hubiera existido silencio en mi. Pero ella leyó mis mensajes, y no solamente no respondió, sino que además me bloqueó y borró de su muro de Facebook la publicación del libro donde figura mi poema, y además comenzó a bloquear a otras personas y se fue del grupo donde estaba participando, donde era muy apreciada y respetada.


Los dichos son solo dichos, pero como dice uno "el que calla, otorga", y aplica muy bien a este caso.


Así comenzó esta historia que tiene muchas aristas hoy, y que no quedará solo en este escrito... hay mucho más para contar oportunamente.


Que sea un buen día...!!!!  para mi lo es, porque gracias  todo esto retomé la escritura, la actualización de mis páginas y el contacto con quienes me siguen.

domingo, 23 de septiembre de 2012


Hace algunos años, cuando llegó a mis manos el libro póstumo de neruda, "confieso que he vivido" terminé de comprender quien fue ese gran hombre de las letras en todos sus aspectos. al finalizar la lectura nacieron estas humildes letras que escribí en su honor.
hoy, en un nuevo aniversario de su muerte, vuelvo a recrearlas para mi y también para compartirlas con quienes se acercan de tanto en tanto a este espacio.

A NERUDA
A ese poeta que nació en mi tierra,
que escribió al mar
y a las estrellas,
que navegó los mares
para inspirar su pluma,
para buscar la musa
que guiara sus letras.
A ese poeta que le gritó al viento
todo el amor en cien sonetos,
que se inspiró en la vida
de su humilde pueblo,
que murió de pena al verlo muerto.
A ese poeta de la Isla Negra
que recorrió el mundo
sin olvidar su tierra,
a ese capitán de aquellos versos
que lo casó la luna
rodeada de estrellas.
A ese poeta le debo estos versos,
a ese gran hombre
dedico estas letras.

viernes, 29 de junio de 2012

TAL VEZ NO LE IMPORTE A NADIE, PERO ESTO ES LO QUE SIENTO HOY ANTE LA MUERTE DE BADÍA

El viernes, julio 28, 2006  en un blog más personal, y viviendo en Chile, escribí esto...

Grato Recuerdo...

Hace algunos años, en 1999 creo... yo residía en Bahía Blanca ya. Había pasado muchos años viviendo en Puerto Madryn antes de eso, pero por razones de estudio me radiqué en Bahía Blanca. Allí estudié Locución Profesional de Radio y Televisión. Un día cualquiera de Octubre, me llamó mi amiga Patricia y me dijo que se había instalado con su radio móvil, en las costas del Golfo Nuevo, el gran Maestro de la Locución Argentina: Juan Alberto Badía. No dudé un solo instante, tomé el colectivo y me acerqué a él para conocerlo y agradecerle su aporte a la comunicación y a la cultura. Yo toda temerosa, un poco avergonzada, me sentía cholula, no sabía cómo proceder. Pero él supo ayudarme, y fue muy generoso... fue más que eso, me invitó a hacer unas horas de radio junto a él, ahí... en ese pueblo que me vio pasar los años más importantes de mi vida en Argentina. Compartimos gratos momentos, diálogos profundos y abrazos de amigos ocasionales que tal vez alguna vez se volverían a ver.
Hoy, en el intento de darle forma a este blog, encontré las fotos. Las traje de Argentina en Junio pasado, hacía más de cuatro años que no las veía... revisando álbumes, apareció, y quise compartir esta experiencia de mi vida. Tal vez no sea importante para otros, pero para mi fue algo que marcó profundamente en lo humano y en lo profesional. Pocas veces uno tiene la oportunidad de estar al lado de un referente como lo es Juan Alberto en el ámbito de la comunicación.
Hoy, 29 de Junio de 2012, y estando en Bahía Blanca nuevamente, y luego de idas y venidas de anuncios de su muerte, después de dos años de su lucha con el cancer, confirmaron su muerte. Son las 2:21 de la madrugada, hago zapping, cosa poco habitual en mi, busco su voz... todos lo recuerdan... todos hablan... todos hablan bien. Y creo profundamente que no se equivocan, que no es que hablan bien solo porque partió de este mundo. Hablan bien porque no hay nada malo que decir de él.
No me puedo perder su imagen y su voz nuevamente, y quiero recordarlo en sus mejores momentos. Todo lo que aportó, todo lo que generó en la música argentina... paradójico, 2:25 minutos y está hablando con Cerati.
El le puso magia a la radio y a la televisión y a través de su estilo nos ayudaba a pensar que un mundo más humano era posible. Como dijo una colega en el facebook de Locutores de Juan XXIII y lo comparto desde lo personal... yo también bajé los brazos, no supe tener la fuerza de enfrentarme a la realidad y defender mi profesión e imponer lo que yo quería hacer en radio... y eso no le hace honor a un grande que solo en tres horas me enseñó (desde la locución y la forma de comunicarse) mucho más que tres años de carrera...y esto sin ofender a mis queridos profesores del Juan, porque es historia aparte.
Voy a completar la anécdota de aquel viaje a Madryn, voy a contar lo que hasta ahora solo era parte de mi historia personal compartida con algunos amigos y mi familia. Pero en aquel año de su andanza por el país deleitando con su estilo y su voz en ese programa que llamó "Estudio Playa (Pinamar, Madryn, Bariloche, Usuahia... etc.) y que luego fue Estudio País en TV, como dije antes, viajé de Bahía Blanca a Madryn solo para decirle "gracias"... y me quedé... y al fin de semana siguiente volví!!!, pero no sola, nos fuimos Los Mosquitos (humoristas locales), Guillermo Gutiérrez, amigo, un operador de mis tardes de radio y sonidista de Los Mosquitos, a la fiesta de despedida que le hacían en Madryn a Badía... Todo los madrynenses lo despedían y le agradecían su estadía en las costas de la ciudad. Los Mosquitos literalmente hicieron roncha con su actuación y Badía se los agradeció. Fueron momentos, maravillosos y únicos, y por supuesto INOLVIDABLES.
Quedamos conectados con la energía que produjo ese tiempo en nosotros y hoy no alcanzan las palabras... puedo llenar hojas y hojas hablando de lo que considero que fue y es... y será Badía. Pero para eso están los medios... lo mío tal vez no le importe a nadie, y no tiene por qué importar.
Me quedo con su abrazo... ese abrazo que me dio detrás de bambalinas en la disco El Jardín de Puerto Madryn donde se hizo la fiesta, justamente él, en ese abrazo honesto, me dio las gracias a mi por haber acompañado a los dos humoristas bahienses Gerardo Gutiérrez y Eduardo Canale, a quiénes ya había tenido en su programa en Buenos Aires años atrás en Buenos Aires.  Justamente a mi, pequeño ser aprendiz de locutora que no me alcanzaban los GRACIAS POR TANTO!!!

miércoles, 28 de septiembre de 2011

Adios cantor de la Patagonia

A media mañana de hoy leí el diario local a través de internet... la mirada rápida que hago cada día para saber qué sucedió en nuestra ciudad. Lo primero que vi fue el titular que decía acerca de la muerte de Hugo Giménez Agüero que aconteció a unos cuantos kilómetros de acá (Bahía Blanca). Inmediatamente vino a mi memoria "Aoniken Chaltén", una canción que escuché desde aquel septiembre de 1975 cuando llegué a vivir a Puerto Madryn con apenas 9 años y otro acento.
Me emocioné... es que la Patagonia siempre me emociona, y esta noticia abrió las puertas a mis recuerdos más entrañables, a mi tiempo en aquella zona del país tan alejada de "tanto" y de "todo". Dieciocho años vividos allí, ante mis ojos tuve el paisaje más árido que jamás había conocido. En medio de las dunas doradas de ese pueblo que me vió llegar con tonada sureña de allende los Andes, aprendí de la geografía de mesetas de este gran país que me cobijó bajó la cruz del sur.
Tantas veces he tenido esta sed del regreso, que me ahoga!, me inunda la nostalgia de aquellas tardes junto al mar y mi corazón regresa en un viaje imaginario, a los atardeceres más preciosos de aquel puerto que me vio crecer. Ese puerto patagónico, con su mar siempre sereno, y sus enormes ballenas surcando las aguas cristalinas del Golfo Nuevo.
"Yo tengo el corazón mirando al sur" dice una canción popular y así lo siento yo... mejor dicho, así me siento yo... por eso este blog se llama "Bajo la cruz del sur", porque no hay nada que simbolice más mi sentir y que me identifique tanto como la palabra SUR.
Y por esa razón rescato a Hugo Giménez Agüero, porque dicen que "a él le cabe la responsabilidad de haber cambiado el mapa musical de la República Argentina"; porque el destino lo llevó a Santa Cruz a "hacer la colimba" cuando todavía el servicio militar era obligatorio y descubrió la Patagonia y decidió quedarse  para siempre allí, hacerse del sur, sentirse del sur. El mismo dijo "nacer en un lugar es un accidente, ser de un lugar es una decisión de amor".  Con esta frase está todo dicho.
Quienes me conocen, saben de mi amor al sur. Quienes no me conocen lo podrán apreciar en cada uno de los poemas que he escrito a lo largo de mi vida que están aquí, en este blog que es como si fuera una parte de mi corazón.
Y con estas palabra homenajeo a ese "cantor" que tal vez no tuvo la repercusión de otros artistas que arrasan con ventas y difusión, pero que tuvo algo más profundo aún, eligió el sur para vivir, se identifícó de una manera muy particular con esa zona del país, con una raza autóctona, con sus paisajes y su gente, en definitiva, con la Patagonia a quienes muy pocos han cantado.

Aquí dejo una de sus tantas canciones: "Te escribo desde el sur"
Comienza diciendo "Sabes, el sol está tan alto, casi es la media noche, eso pasa en verano. Tengo cerca la cordillera, por donde la bandera flamea con su sol."

jueves, 28 de julio de 2011

EN EL DÍA DEL ANIVERSARIO DE PUERTO MADRYN 
DEDICO ESTE POEMA, GANADOR DE UN 3er. PREMIO DEL
EISTEDDFOD DE LA JUVENTUD EN LOS COMIENZOS DE LOS AÑOS 90.

Aquel puerto solo
Aquel puerto solo
que me recibió una noche
sin luna y sin estrellas,
que me cantó con sus olas
una canción de espuma,
y enjugó las lágrimas
de la distancia y el reencuentro.
Aquel puerto solo
que conoció mis diez años
llenos de dudas y preguntas,
que acunó en su mar
mis tardes de nostalgias
que acarició mis noches
con el rugir de sus aguas.
Aquel puerto solo
es mi puerto de hoy,
es el Madryn que me viste
de mar y de cielo,
que me retiene en sus entrañas
y me acuna en su suelo,
que me da caricias de arena
y me cobija en la bruma,
que me ató a su golfo
y a sus estrellas una a una,
que me quitó el acento
para que hable su idioma,
que me enseñó la poesía
para quedar en la memoria
de quienes vienen y se van
y no saben contar su historia.

lunes, 23 de mayo de 2011

Tuve la oportunidad de participar en el "VIII certamen de cuento breve y poesía"  de La Librería Mediática, y entre 282 poesías de 22 países participantes fue seleccionado mi poema "Aquí te espero" para formar parte del Programa Radial y Televisivo 2011, en Venezuela. Ese mismo poema había sido ya musicalizado por el compositor español Alex Solana, audio que se puede escuchar en este blog.
Recibí una llamada telefónica de Radio Nacional de Venezuela, y me entrevistó en vivo la conductora y realizadora de este programa, Marialcira Matute.
Comparto un extracto del video del programa emitido el día 18 de Mayo en Venezolana de Televisión, allí mi poema es leído por una niña maravillosa.